23 nov. 2015

19/08/2015 - Odaiba

Odaiba es una isla artificial periférica a la capital de Tokio. Conecta con la ciudad a través del Rainbow Bridge, un extenso puente al final del rio Sumida ya localizado en la Bahía de la isla.

Al finalizar nuestro viaje por el rio Sumida, llegamos a Odaiba muertos de hambre, así que nos acercamos al primer centro comercial a pleno medio día con la intención de encontrar algún sitio dónde comer y coger fuerzas para continuar con nuestro viaje.

La primera impresión al llegar a la isla es quizás que no se aprecian sus dimensiones y no se si es porque al irnos ya estábamos muy cansados pero al final se me hizo más grande de lo que creía.

Además de albergar varios centros comerciales de distintas temáticas y estilos de moda, ya sea moda europea o más marcas japonesas, encontramos museos, los estudios de televisión Fuji TV, el enorme Gundam junto al Gundam Café, una noria e incluso la famosa sala de conciertos Tokyo Zepp. 

Después de comer nos adentramos un poco más y nos acercamos a Fuji TV, dónde gozan de unas estupendas vistas a la bahía. Nos adentramos a los estudios sabiendo que están habilitados para turistas y curiosos, y subiendo por unas escaleras mecánicas con techos transparentes de lo más futuristas empezamos a pasear por esos pasillos repletos de stands de merchandacing y elementos curiosos de las series de moda. He de decir que Fuji TV emite varios programas que me gustan así que lo disfruté como una niña pequeña jaja.

Nuestro viaje coincidió con el Festival de verano que organizaba la cadena de televisión así que por nuestra suerte pudimos ver una actuación del duo "Breathe" (el cual no conocía pero me gustó bastante como sonaban) y estaba toda la terraza y alrededores del edifico llenos de puestecillos de comida y obviamente más merchandacing de series infantiles que encandilaban a los niños (y a mi) haha.

Una vez visto Fuji TV dónde pasamos un muy buen rato, nos adentramos un poco más y vimos la enorme estatua de Gundam, que además por la noche se ilumina y es realmente impresionante.

Algo más lejos se encuentra Venus Fort, un centro comercial bastante grande (en Japón todo es enorme y concentrado haha) y un tanto curioso por el estilo Romano que tiene, con sus plazas sus fuentes e incluso sus cielos pintados.

Creo que al final del día llegué a contar unos 4 centros comerciales ¡uf! demasiado hasta para mi haha. Nos quedó una parte de la isla por recorrer que es más un mirador y dónde se encuentra el museo marítimo y el de la ciencia. Pero se nos hizo de noche y ya no podíamos más, incluso la cámara de fotos se rindió y se quedó sin batería, así que nos quedamos sin fotos nocturnas de la bonita bahía iluminada. La última foto la hice con su último atisbo de energía haha

1 comentario :

  1. Que lindo es Odaiba! es una tristeza que la bateria de la camara muriera, pero como me dijeron alguna vez, mientras esos recuerdos esten vivos en tu mente, es lo que importa.
    Saludos ♥

    ResponderEliminar